8 FORMAS DE AHORRO PARA SERVIDORES Y SISTEMAS DE ALMACENAMIENTO MASIVO

Tanto los servidores como los sistemas de almacenamiento masivo que utiliza Flytech destacan en el mercado por el rendimiento, la fiabilidad, y la eficiencia energética. Si calculamos el coste total de la propiedad (TCO) encontramos que el consumo energético es ya un factor muy importante, por eso le prestamos especial atención.

El consumo energético no solo consigue un ahorro de costes sino que además ayuda a alargar la vida útil de los componentes. En Flytech encontrarás el asesoramiento adecuado para optimizar detalles tan importantes como el consumo.

 

1. Fuentes de Alimentación

La eficiencia de las fuentes es una medida importante ya que disminuye el consumo directamente. Existe una organización que certifica esta eficiencia denominada 80plus, en la que Supermicro destaca por tener fuentes en servidores con más del 95% de eficiencia. Incluso algunas incorporan una pequeña batería para sustituir a los SAI y mejorar todavía más la eficiencia. Y nuestras demás soluciones también trabajan con fabricantes de fuentes eficientes.

 

2. Microprocesadores de Bajo Consumo

Utilizamos productos específicos de bajo consumo de los dos principales fabricantes mundiales, Intel y AMD, lo que nos permite reducir el consumo sin disminuir el rendimiento.

 

3. Controladoras RAID con Gestión Avanzada

Las controladoras de última generación permiten gestionar hasta 3 niveles de funcionamiento del disco dependiendo de la carga de trabajo que tenga en ese instante. La generación de controladoras Adaptec Serie 6 permiten controlar hasta 3 niveles de ahorro de energía dependiendo de los discos, lo que habilita un ahorro del 70% en el estado de máximo ahorro, disponiendo de la posibilidad de configuración manual y automática.

 

4. Discos de 2.5”

Actualmente el coste de los discos de 2.5" se está igualando al de 3.5" y estos ofrecen importantes mejoras en cuanto al consumo energético. Al fabricarse con platos y piezas móviles más pequeñas, les permiten un ahorro en el consumo del 40% comparado con discos de la misma capacidad en 3.5".

 

5.Discos SSD (de Estado Solido)

Estos discos no tienen partes móviles y, comparándolos con los discos de platos, reducen el consumo hasta un 98%. Su uso está orientado a bases de datos y otras aplicaciones donde se requieren unos altos niveles de rendimiento en IOP/s, y son muy superiores a los mejores discos SAS de 15.000 RPM en relación al número de IOP/s, transferencia y, sobre todo, consumo.

 

6. Sistemas de Almacenamiento SAN de Bajo Consumo

Las SAN más avanzadas permiten gestionar hasta 4 niveles de funcionamiento de los discos, detectando automáticamente cuál es el estado idóneo en función de la carga de trabajo que tenga en ese instante.
Sistemas de almacenamiento como los E-Series de Nexsan permiten hasta 4 estados de actividad, por supuesto configurables, consiguiendo hasta un 85% de ahorro en consumo a la vez que prolongan la vida de los discos.

 

7. Consumo Asociado

Si cuidamos todos estos factores nos encontraremos con un ahorro indirecto en la refrigeración de nuestros servidores, así como un ahorro en el dimensionamiento del sistema de refrigeración y en el SAI. El consumo de un sistema de refrigeración asociado al enfriamiento de los servidores y almacenamiento, se estima entre un 50% y un 100% del consumo de estos.
Es decir, si nuestro servidor consume 1.000W nuestro sistema de refrigeración consumirá en su enfriamiento entre 500 y 1.000W más.

 

8. Servidores Optimizados para Data Center

La última novedad tecnológica en ahorro de energía consiste en servidores con un rango de funcionamiento incrementado hasta 47º C para trabajar sin refrigeración adicional, lo que permite alcanzar sin esfuerzo un nivel de eficiencia PUE < 1,1 en nuestro Data Center.